La llegada de Jupp Heynckes ha revitalizado a Franck Ribéry a punto de cumplir 35 primaveras. La goleada sobre el Hamburgo (6-0) en el ‘Clásico’ de la Bundesliga sirvió para que el extremo galo se reivindicara en vísperas de visitar al Besiktas.

Ribéry aprovechó un balón rechazado para driblar a Mathenia y abrir el marcador a los 8′ y firmó el 5-0 tras una tremenda jugada personal en la que dejó atrás a cuatro rivales y marcó con un disparo al palo largo en el 81′.

Firmaba, de este modo, su primer doblete con el Bayern 1555 días después.Para encontrar la última vez que logró dianas en un mismo partido hay que remontarse más de cuatro años en el tiempo. Su último doblete lo consiguió el 7 de diciembre de 2013.

Fuente: Marca

error: Content is protected !!