James Rodríguez le ha dado la vuelta a la tortilla en el Bayern. Ahora sí parece contar otra vez para Kovac y le ha devuelto la confianza con fútbol y asistencias. Sin embargo, su futuro sigue sin aclararse. Todo está en manos del Bayern, que tiene la posibilidad de ejecutar la cláusula de compra que pactó con el Real Madrid. Si paga esos 42 millones antes del 15 de junio, James, sí o sí, formará parte de la disciplina del Bayern.

El problema, ya contado por MARCA Claro Colombia, es que el futbolista le ha hecho saber al club que prefiere no seguir allí, que le gustaría regresar a la disciplina del Real Madrid, club que recuperaría sus derechos a partir de ese 15 de junio. Lo que sucediera si regresara a Madrid también es una incógnita.

Se abren muchas posibilidades, pero hay una que, a día de hoy, no seduce a James. Uno de los equipos que ha salido a la palestra recientemente es el Arsenal, pero el colombiano no está por la labor de fichar por un equipo de la Premier.

En su cabeza está regresar al Real Madrid o, si no se da el caso, que los blancos negocien con la Juve. El mismo Cristiano Ronaldo ya le ha llamado para hacerle saber que le gustaría contar con él.Por tanto, todo sigue abierto, pero entre sus preferencias no tiene ahora mismo la Premier, por lo que las posibilidades del Arsenal caen bastante. Otra cosa es que el fútbol es muy cambiante y de aquí al verano puede darse cualquier situación. Incluso que el Bayern, viendo su rendimiento, tratara de limar asperezas con un futbolista que está demostrando, cuando está en plenitud física, que hay pocos jugadores en Europa con ese talento en la mediapunta. Es un jugador top y por eso va a estar cotizado seguro, decida lo que decida el Bayern.

Fuente: Marca

error: Content is protected !!