Los jugadores bajos de estatura suelen destacar por su velocidad y habilidad al encarar. Con un metro y 69 centímetros, Bixente Lizarazu cosechó un sinfín de títulos en el Bayern München. Nació un nueve de diciembre de 1969 en Saint-Jean-de-Luz, Francia. Al nacer fue registrado como Vincent, equivalente francés de Bixente, que es un nombre vasco. En 1996 obtuvo su cambio de nombre tras un proceso judicial.

Desde joven le interesaron los deportes, practicaba surf y jugaba fútbol en la playa de su ciudad. También le interesó ser tenista profesional pero desistió cuando el Girondins de Bordeaux hizo contacto con él. Pese a esto inició su carrera futbolística en el Églantins d’Hendaye en 1977 y siete años más tarde ingresó a las fuerzas básicas de Girondins para subir al primer equipo en 1988.

Ahí jugó 272 partidos y consiguió 20 goles. En 1996 fue campeón de la Copa Intertoto y subcampeón de la Copa de la UEFA donde el Bordeaux cayó por un global de 5:1 ante el Bayern München. Sus actuaciones destacadas lo hicieron capitán del equipo donde compartió vestidor con jugadores como Zinedine Zidane.

En 1996 fichó por el Athletic de Bilbao y su llegada fue factible gracias a la filosofía del club de contratar sólo a jugadores vascos, aunque Lizarazu era el único jugador vasco no español del equipo. Destacó por la banda izquierda y se consagró como uno de los grandes defensores de Europa, lamentablemente su temporada en Bilbao se vio mermada por una pubalgia. Con el club español sólo disputó 16 encuentros y no consiguió anotar.

La poca actividad en la chanca y las amenazas recibidas por la organización ETA, llevaron a Bixente a fichar por el Bayern München en 1997. En Múnich destacó por sus remates de cabeza y su juego. “La mejor elección de mi vida fue haber ido al Bayern” dijo Lizarazu en una entrevista a la televisión francesa en 2004. Con los bávaros tuvo dos etapas separadas por un periodo donde jugó 14 partidos en el Olympique de Marsella.

En total, disputó 340 juegos con el Rekordmeister y anotó nueve goles. Ahí lo ganó casi todo, hasta su retiro en mayo de 2006. Su palmarés con los bávaros es de cinco Ligas (1999, 2000, 2001, 2003 y 2006), cuatro Copas de Alemania (1998, 2000, 2003 y 2006), una UEFA Champions League (2001) y una Copa Intercontinental (2001).

Además, ganó la Copa Intertoto en 1995 con el Bordeaux, con la selección francesa ganó un Mundial de Fútbol (1998), una Eurocopa (2000) y dos Copas Confederaciones (2001 y 2003). Tras su retiro, Lizarazu se dedicó a estudiar comunicación. Actualmente es embajador del FC Bayern München.

 

error: Content is protected !!