Con cinco jugadores del Bayern en el once inicial y un gran gol de Serge Gnabry, la selección alemana ha comenzado de la mejor manera posible su clasificación a la Eurocopa de 2020. El combinado alemán venció a Holanda en Amsterdam por 2-3 (0-2). Manuel Neuer lideró al equipo de Joachim Löw como capitán. Por delante de él, como defensa, actuó Niklas Süle. Joshua Kimmich jugó de centrocampista y Gnabry (hasta el 88′) y Leon Goretzka (hasta el 70′) en el ataque.

Los alemanes comenzaron el encuentro con mucha seriedad y autoridad y se pusieron pronto por delante gracias a Sané (15′). Gnabry aumentó el marcador antes del descanso (34′) con un sensacional disparo que se coló por toda la escuadra. Justo antes, Neuer realizó dos paradas de mérito (25′ y 27′), evitando así el empate. Tras la salida de vestuarios, el portero del Bayern no pudo hacer nada para evitar los goles de Matthijs de Ligt (48′) y Memphis Depay (63′). Justo antes del pitido final, Nico Schulz (90′) anotó el tanto de la victoria.

Fuente: FCB

error: Content is protected !!