El presidente de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), Fritz Keller, anunció hoy que dimitirá, tras una larga reunión de la cúpula del organismo en la que se avecina una renovación casi completa como consecuencia de las fuertes tensiones entre el máximo dirigente, el vicepresidente Rainer Koch y el secretario general Friedrich Curtiuos.

El punto culminante se produjo en una reunión hace unos días en la que Keller insultó a Koch comparándole con el juez nazi Rolf Freisler, responsable de numeras condenas de muerte a opositores durante el nacionalsocialismo.

Desde entonces la presión sobre Keller había aumentado aunque éste, que se disculpó posteriormente, dijo en varias ocasiones que no dimitiría. Ahora, según un comunicado de la DFB, Keller anunció que dimitirá el lunes tras una sesión del Tribunal Deportivo del organismo.

Renovación total de la cúpula

Luego, según el mismo comunicado, se rescindirá el contrato de Curtius como secretario general. Los dos vicepresidentes, Koch y Peter Peters, seguirán hasta las próximas elecciones que tendrán lugar a comienzos de 2022 y formarán una presidencia bicéfala interina. No obstante, Koch no se presentará a la reelección en las elecciones de 2022.

Fuente: MD

error: Content is protected !!