«En noviembre Hasan Salihamidžić me dijo que algún día le gustaría volver a ganar la Champions League conmigo. Dicho y hecho. Creo que la palabra decisiva es ‘equipo’. Y especialmente esta ambición que tienen los jóvenes. Siempre quieren más. Siempre se ha notado que han estado trabajando con mucha concentración por este título. Un sistema que se adapta al equipo como anillo al dedo. El PSG supo liberarse en parte, pero lo contrarrestamos bien. Así es como se puede tener bajo control a jugadores de talla mundial como Neymar o Mbappé. Manuel Neuer detuvo dos balones claves. Eso es lo que un portero del Bayern Múnich tiene que hacer: No siempre tendrá trabajo, pero deberá responder en esos momentos concretos».

Fuente: FCB

error: Content is protected !!